BENEFICIOS DE LOS ALIMENTOS ALCALINOS

Los alimentos alcalinos ayudan a que nuestro organismo esté preparado para prevenir y combatir enfermedades. Asimismo, favorecen la salud cardíaca y podrían facilitarnos la tarea a la hora de bajar de peso.

Muchos de los alimentos que incluimos en la dieta son considerados alcalinos, pero la mayor parte de las personas desconocen cuáles son sus funciones en el organismo y todos los beneficios que tiene para la salud.  El pH de nuestros líquidos, incluyendo la sangre, y de nuestro organismo interior, deben ser ligeramente alcalinos y mantener un equilibrio, ya que cuando hay un desbalance, sea por encima o por debajo, significa que estamos viviendo dentro del rango “Síntoma-Enfermedad”.

¿Cuál es el efecto de los alimentos alcalinos?

Los alimentos son clasificados por dos categorías principales, ácidos y alcalinos. La diferencia entre ambos alimentos es el efecto del pH de la orina después de su consumo. Los alimentos ácidos aumentan el nivel de acidez; mientras que los alimentos bajos en ácido tienen un efecto alcalino que contrarresta la formación de ácido en el cuerpo y gracias a esto ayuda a equilibrar el pH del cuerpo.

El pH es el rango del cuerpo humano de ácido a alcalino. Como decíamos anteriormente, la idea es mantener un equilibrio entre ambos para gozar de buena salud.  El pH puede variar entre 0 y 14; 0 es completamente ácido y 14 es completamente alcalino, es por eso que el propósito de comer alimentos alcalinos y beber agua alcalina, es tratar de nivelar el pH para que sea equilibrado.

Para que nuestro organismo goce de  buena salud y no se vea afectado seriamente, los fluidos corporales en la escala de pH deben estar en un nivel de entre 7,35 y 7,45. Nunca debe ser más, ni debe ser menos, puesto que cualquiera de las dos condiciones puede ser perjudicial.

¿Cuáles son los alimentos alcalinos?

Aquellos alimentos que son bajos en ácidos, son considerados como alcalinos. Su efecto alcalino en el cuerpo se debe a que tienen la capacidad de equilibrar la formación de ácidos en el organismo y así equilibrar el pH.  Entre los alimentos alcalinos más comunes que podemos encontrar, están: frutas, verduras, frutos secos, productos de soja, cereales y legumbres.

¿Cuáles son los alimentos ácidos?

Al conocer los alimentos alcalinos, sus efectos y beneficios para el organismo, también es importante tener en cuenta aquellos alimentos que son considerados ácidos, ya que aumentan el ácido del organismo y es importante consumirlos moderadamente para lograr el equilibrio del pH. Entre los alimentos ácidos podemos encontrar: carne, aves, pescado, alimentos procesados, productos lácteos, harina refinada, la cafeína y el azúcar.

¿Cuáles son los beneficios de una dieta alcalina?

Brocoli

Incluir alimentos alcalinos en la dieta nos ayudará a regular el pH y, gracias a esto, nuestro cuerpo estará mejor preparado para prevenir y combatir enfermedades.

  • La dieta alcalina reduce el riesgo de sufrir de cálculos renales, debido a que estos alimentos incrementan el pH urinario, favoreciendo la eliminación de toxinas a través de la orina y previniendo asimismo la formación de este problema.
  • Contrarresta la acidez en la sangre ayuda a combatir las enfermedades degenerativas.
  • Los alimentos alcalinos retrasan la perdida ósea y con esto favorecen el crecimiento y preservación de los huesos, previendo la osteoporosis.
  • Estos alimentos aumentan la llamada hormona de crecimiento, (GH u hormona somatotrópica) fortaleciendo el sistema muscular, para estar más fuertes ante dolores de espalda, tendinitis o calambres.
  • Al contrarrestar la acidez en la sangre, estos alimentos favorecen la salud cardíaca, previendo ataques y otras enfermedades del corazón.
  • Diferentes investigaciones han descubierto efectos de los alimentos alcalinos, en el tratamiento de la diabetes tipo II. Los pacientes que consumieron alimentos alcalinos, lograron controlar mejor los niveles de azúcar en la sangre, que aquellos que no los consumieron.
  • Estimula el sistema inmune y lo protege de enfermendades.
  • Algunos sugieren que estos alimentos pueden ayudar a perder peso, debido a que las células grasas se desarrollan en un ambiente ácido y en una abundancia de residuos, pero al reducir el ácido del organismo, se eliminan muchas toxinas y desechos, que pueden favorecer la pérdida de peso.

Ten en cuenta…

Los alimentos alcalinos juegan un papel muy importante en tu salud y es por eso que debes tratar de incluirlos con más frecuencia en la dieta. Recuerda que regular el pH es muy importante para gozar de buena salud y es por eso que debemos tratar de mantener un equilibrio con nuestra alimentación.  Si deseas aprovechar mejor los efectos de los alimentos alcalinos, procura beber mucha agua al día y realizar ejercicio regularmente.

 

Fuente: Mejorconsalud

EL BRÓCOLI, NUESTRO MEJOR AMIGO

Quizás no conquiste por su sabor, sin embargo, las numerosas propiedades que nos ofrece este crucífero lo hacen imprescindible en nuestra dieta.

Como la gran mayoría de vegetales, el brócoli tiene muchísimas propiedades y beneficio para nuestro bienestar y salud. Somos reacios al consumo de éste vegetal por su sabor, pero una vez que lo consumimos de manera continua, nuestro paladar se habitúa a su sapidez, haciéndolo un alimento rico en sabor y cualidades.

La OMS nos dice que comer carne roja produce cáncer, algo que el brócoli puede evitar. El consumo de brócoli impide la proliferación de la bacteria Helicobacter Pilori causante del cáncer de estómago, también evita el cáncer de pulmón (en exfumadores), el de próstata, mama y colon. Es decir, tenemos un excelente amigo que hará que esquivemos el cáncer de manera sencilla y barata.

Nuestro corazón agradecerá que añadamos el brócoli a nuestra dieta. Cuenta con sustancias que detienen la inflamación crónica dentro de los vasos sanguíneos y las células. Su contenido en vitamina K favorecerá a nuestra circulación sanguínea, es un alimento alcalinizante y su alto contenido en potasio nos hará tener un corazón más saludable. También disminuye los riesgos de sufrir infartos o problemas cardiovasculares.

La leche nos aporta calcio, sin embargo 2/3 de la población mundial es intolerante a la lactosa (aunque no lo sabe). El brócoli es un buen sustituto de la leche en este sentido, nos ayuda a fortalecer nuestros huesos gracias a su alto contenido en vitamina K y calcio.

Las propiedades del brócoli van más allá, si lo que nos preocupa es nuestra piel, deberíamos consumirlo. Su contenido en antioxidantes como betacaroteno, vitamina C, vitamina E, zinc y selenio nos ayudan a prevenir el envejecimiento prematuro y a mejorar nuestra piel, manteniéndola sana, flexible y protegida de los rayos UVA. También nos viene bien para bajar de peso, por su alto contenido en nutrientes y sus pocas calorías (23 cada 100 gr.).

En hombres, ayuda al buen funcionamiento de la próstata por su alto contenido en Zinc y la calidad de los espermatozoides mejorará. Para las mujeres mayores de 40 años, es recomendable el consumo de brócoli como medida preventiva antes de llegar a la menopausia, pues el brócoli tiene un alto contenido de calcio y fitoestrógenos.

Los ojos también se verán recompensados si tomamos brócoli. La luteína que contiene protege al ojo de las enfermedades degenerativas como las cataratas y otras dolencias de la visión relacionadas con la edad.

¿Cómo comerlo?

  • Para mantener mejor sus nutrientes la mejor opción es hervirlo durante 5 minutos.
  • Salteado en aceite de oliva extra, de cacahuete o soja.
  • Podemos realizar muchísimas recetas con éste vegetal, aquí podéis encontrar algunas: https://cookpad.com/es/buscar/brocoli

Debemos evitar tomarlo si…

Existen una serie de situaciones en las que el consumo de brócoli no es recomendable:

  • Si tenemos problemas de colon irritable, por su alto contenido en fibra.
  • Si sigue un tratamiento con teofilina.
  • Si tomamos ciertos medicamentos recetados para regular la coagulación sanguínea.
  • Si se sufre de problemas de riñón.
  • Si tenemos dificultades digestivas.
  • Si padecemos hipotiroidismo.

Podemos ayudar a nuestra salud de una manera sencilla y barata con el brócoli. Espero que este trabajo os haya gustado y os invito a consumir este crucífero de manera más cotidiana.

Un Saludo

Ragnarok